Macetas con energía solar

Macetas luminosas

Difícil que exista un jardín sin sol. Sus rayos son imprescindibles para la subsistencia de las plantas (y de la vida en general), aunque a algunas especies hay que protegerlas de la exposición excesiva. Si los espacios exteriores de tu hogar reciben cada día una buena dosis de sol, puedes cultivar algunas flores en macetas con energía solar.

Estas macetas disponen de células fotovoltaicas que aprovechan los rayos del sol para encender luces decorativas. Por lo general, las macetas solares cuentan con luces LED, que suponen un sistema de iluminación de bajo consumo.

La luz podrá mantenerse encendida más o menos tiempo según la cantidad de sol que haya recibido la célula fotovoltaica durante la mañana o la tarde. Una tarde de lluvia, por ejemplo, impedirá que la maceta se nutra de la energía solar. En cambio, si las condiciones meteorológicas ayudan, las macetas solares pueden permanecer encendidas unas ocho horas.

Las macetas más interesantes son aquellas que pueden exhibir varios colores diferentes y que cambian de tono de manera automática cada una cierta cantidad de tiempo. Si decidimos cenar en el jardín, disfrutaremos de un sorprendente espectáculo de luces que resaltará la belleza de las plantas.

Maceta con iluminación solar

Otras macetas solares vienen equipadas con plantas artificiales. De esta manera constituyen un adorno bastante especial que no tendrá atractivo natural, pero que nos permitirá sorprendernos con flores que cambian de color gracias a las luces LED.

Busca un rincón soleado en tu jardín e instala algunas macetas con energía solar para embellecer tu hogar con un sistema energético renovable, ecológico y natural.

En Jardineria.net: Geranios en el jardín

Imagen 1 EnviroGadget
Imagen 2 TooToo